Bienvenidos - Welcome

Lejana, indómita, fría, salvaje, ventosa, inhóspita, remota, caótica...

Bella, majestuosa, mística, magnífica, misteriosa, soberbia, única, pintoresca, mágica...

Hay tantas palabras para definir este lugar... pero creo que lo mejor sería resumirlo en que es el sitio donde la naturaleza, la aventura y las leyendas se unen en este extremo del mundo...

Traducir / Translate

Seguidores

sábado, 28 de agosto de 2010

Fin del Mundo... USHUAIA - Relato Nº 21: Final de Viaje (Parte II)

Segunda Visita al Parque Nacional Tierra del Fuego (Parte II)



Paseo a La Castorera

Después de andar por la Bahia Lapataia y el turbal del que tuvimos que retroceder ya que el barro nos impidió seguir adelante, seguimos caminando por la ruta 3 en ese día frío y gris hasta llegar a este Paseo de la Castorera.


Los castores fueron introducidos en la Isla Grande de Tierra del Fuego en el año 1947 por la Armada Argentina. Eran en ese entonces 25 parejas de castores canadienses las que se trajeron, con la intención de usar sus pieles económicamente... pero resultó que la piel de estos no tuvo tanto valor económico como se pensó y se los abandonó en las costas del lago Fagnano.
Ocurría que de las tierras que provenían el frío era mucho más intenso y la piel que tenían era más gruesa y por eso eran mas caras. El clima en Tierra del Fuego es menos duro y en consecuencia la piel del castor en estas regiones no rindieron económicamente ... Como no tenían depredadores naturales en la zona (acá no hay osos) y les sobraba comida se reprodujeron rápidamente, y hoy se transformaron en una plaga...


Para vivir, con sus afilados dientes talan árboles y van sacando ramas para armar los diques, con los que inundan los bosques, y en el medio hacen su madriguera con entrada subterránea por el agua... Hoy son una "invasión biológica", según los especialistas... estiman que hay entre 70 y 100 mil castores... En un momento de gran desocupación en la zona, se pagaba 5 pesos por cada cola de castor, con lo que pensaban eliminar de 7 a 10 mil ejemplares al año, pero con los cambios de gobierno el plan quedó en la nada (Tema conocido en nuestro país, no???)


Ahora, se los usa económicamente llevando a los turistas a ver las castoreras abandonadas y activas, e inclusive hay restaurantes de Ushuaia que hacen comidas con la carne de castor...


Estas fotos pertenecen al Paseo de la Castorera que tras recorrer 400 metros se llega a los diques que han construido los castores sobre el arroyo Los Castores, dentro del P.N.Tierra del Fuego.




Después de este recorrido por las castoreras, regresamos hacia la ruta 3, camino al próximo sendero de este bello Parque Nacional, la senda a la Laguna Negra donde aprendimos sobre qué son y cómo se forman los turbales, tan característicos de esa lejana región de nuestro país...



Recomendación:

Para ver en profundidad el Parque Nacional Tierra del Fuego no basta con una sola visita. Mínimo hay que ir dos veces. Las excursiones convencionales normalmente dejan a los turistas en la Estación de donde parte el Tren del Fin del Mundo y los esperan en la estación que está dentro del Parque, luego los llevan a Bahía Lapataia y recorren estos senderos que estamos haciendo nosotros. En nuestro caso no anduvimos en el Tren porque nos pareció un poco caro y no agregaba mucho mas a lo que estabamos viendo.

Nuestra primer visita al Parque la hicimos con una compañía llamada Canal Fun, y lo nuestro fue una excursión de trekking (3 horas caminando por parte de la senda de la costa) y remar en canoas hasta llegar a la bahía Lapataia. De ahi nos llevaron al Lago Roca donde almorzamos.
Esta segunda visita la hicimos sólos, para llegar al Parque utilizamos los transfers que salen del centro y que tienen horarios de ida y de regreso a la ciudad. Esto permite recorrer el Parque con libertad...


En la próxima entrada: Senda a la Laguna Negra...

8 comentarios:

La sonrisa de Hiperión dijo...

Encantador blog el tuyo, un placer haberme pasado por tu espacio.

Saludos y un abrazo.

Patricia Sgrignuoli dijo...

La sonrisa de Hiperión,

Muchas gracias por pasar y dejar tus palabras!

Saludos

Esteban y Lia dijo...

Es así!!! Sí, tal cual lo vimos en un informe del lugar en tv, solo que ahora fueron ustedes los que nos muestran las fotos del lugar, que maravilla!!!

Esos castores dicen que provocan mucho daño y que son una plaga... probaron la carne? Sera rica? Bueno en todo caso se lo dejamos a "Marley", ja ja.

Muy buena entrada, las fotos como siempre magnificas, y nuevamente gracias por "llevarnos al sur" con ustedes!!!

Saludos.-

Patricia Sgrignuoli dijo...

Esteban y Lia,
El lugar es simplemente maravilloso! Pero lamentablemente son una plaga y está causando un grave daño al ecosistema fueguino.
La carne de castor no la probamos, pero sé que algunos restaurantes de Ushuaia la ofrecen como comida exótica... Pero no sé si la probaría... que lo haga Marley si va!!! :P
Muchas gracias por sus palabras y por seguir el blog!! Yo tambien paseo con el de ustedes!!!
Besos

Aledys Ver dijo...

Muy bueno e interesante el tema de las castoreras, no tenía idea que habían sido introducidos "de prepo" estos animalitos. Menudo trabajitos de ingeniería hacen en el bosque!!
Qué bueno cuando te informás un poco y así lográs abaratar costos disfrutando más del lugar!!

Katie dijo...

Excelente entrada, Patricia! No sabía que los castores habían sido introducidos en Tierra del Fuego. Es triste lo que sucede cuando el hombre interfiere en la naturaleza.

Dylan dijo...

Nice adventure!

Patricia Sgrignuoli dijo...

Aledys,
Así es la historia de estos "bichitos" que lindo lío han armado en estas zonas. Gracias por tus palabras!

Katie,
los errores que comete el hombre al querer modificar la naturaleza, siempre tiene un costo, y en Tierra del Fuego se está pagando lamentablemente con la pérdida de los bosques... Gracias tambien a ti por pasar por acá!!

Dylan,
Thank you!!